Inicio > Libro Finalizado, Libro Nuevo > Fin. Cuatro manos. Paco Ignacio Taibo II

Fin. Cuatro manos. Paco Ignacio Taibo II

Contraportada "Cuatro manos"(La entrada inicial y reseña a este libro es esta única entrada)

Un libro que encontré en la FIL el año pasado. Estaba en un montón apartado del resto, al parecer en oferta. No lo sé con seguridad, pero tenía la certeza de que el precio era aceptable pues hace unos años escuché a Taibo II hablar sobre esos libros; una serie de novelas negras que para él era un experimento y un placer, para demostrar al mundo que en México aún se puede hacer buena literatura del género ¡y! Además, a precios accesibles para todo el mundo.
Para mí era un libro a buen precio y “grueso”, considerando la garantía de Taibo II, sabía sería una buena lectura.

Cuatro manos es un experimento. Ahora, luego de terminar el libro lo sé, aunque me parece lo supe desde el momento en que apareció el enano.
La aparición peculiar de un personaje ancló mi imaginación en el recuerdo, las lineas se fueron repitiendo en mi cabeza y ajustándose al retroceso de la realidad, ponía esas palabras en boca del propio Taibo II.
Y aquí podrán entender un poco más, pueden brincar sin problemas a la sección 5.

Fue entonces cuando consideré seriamente que todo era un ejercicio, una puesta en escena para probar nuevos horizontes, una manera distinta de contar las cosas e ir cuadrando poco a poco, esperando poder hacerlo al llegar la última página, si es que algún día llega. No es una novela fácil de escribir. Tampoco lo es de leer.

La narración es caótica, brinca entre decenas de personajes. Algunos anclados en el pasado, en punto geográficos distintos e incluso algunos que habitan dentro de la mente de esos mismos personajes. En serio, es un caos. No hay presentación que ayude, si acaso algunos rasgos distintivos o un apellido que, de repente, en otros párrafos vuelve a resonar en algún lado. Es solo hasta medio libro que comenzamos a tener algo de coherencia y podemos armar nuestro propio rompecabezas.

Y lo anterior no quiere decir que el libro es imposible de seguir, si acaso es difícil. Dividido en pequeños párrafos, con historias sencillas y ligeras, hace amena la lectura. Aunque sean pequeñas las historias y la aparición de las aventuras y personajes sea esporádica, logras encariñarte con ellos. Obteniendo así, una sonrisa involuntaria cuando son vueltos a la “historia general”, en un pensamiento, un texto o una historia “olvidada”. Y después, “¡momento! Entonces ¿fulano y mengano? ¿Es por eso qué…? O, ahora entiendo porqué… pero que no había sido eso en… ¿No lo había imaginado? ¿Entonces quién era con el que hablaba?”
Los cuestionamientos se hacen interminables, y aunque traté de dar dos pasos más y adelantarme al libro, me fue imposible, solo un personaje me era claro y posible traspasar su mente para adivinar así sus pasos, sin embargo al final resultó que no era tan buen detective y todo dio giros interesantes. Además que el cabrón se creía un Dios y casi terminó siéndolo. Como todo Dios, todos tienen sus renglones torcidos.
Quizá lo compartido en Goodreads, aunque tosco, pueda ejemplificar mejor lo anterior:

“No veo venir los golpes y la defensa es tomada siempre baja. Entran, penetran lo suficiente para tambalearme. Entonces doy dos pasos atrás y veo, analizo de dónde vino y que lo provocó, ¡lo descubro, lo entiendo! Otro derechazo apaga temporalmente la luz. Muy buen libro.”

Quería hacer hincapié en que esto era un ejercicio para Taibo II porque además de la técnica ya mencionada y la manera de narrar el libro ¡eso es lo que parece! Llevando ya varios libros del autor puedo afirmar que esta novela se aleja mucho de lo que nos tiene acostumbrados. Lo que llevaría a muchos a tomar distancia. Y sí, puedo secundar esa acción. No es un libro complicado pero tampoco es tan sencillo como las decenas que le preceden. No es difícil de leer pero sí de ver en un contexto general y poder definir el camino a seguir. Los personajes son geniales y te encariñas fácilmente, pero de la misma manera te pierdes y cuesta engancharlos unos a otros.
Es complicado pero da una extraña sensación al terminarlo, quizá orgullo, no lo sé.

Una recomendación parcial. Pues no es un libro para aquellos que comienzan con la lectura, pero tampoco lo despreciaran aquellos que ya estamos encarrerados. Es… es… es complicado.
¿Quién más lo ha leído? Sería interesante poder contrastar ideas y opiniones.

Anuncios
  1. 5 mayo, 2016 en 8:56 AM

    Aplausos para ti que lo leíste, yo empecé a leerlo y no llegué ni a la cuarta parte. Sigue formado en los libros por leer, pero siempre hay nuevos que le anteceden. Quizá algún día me anime y lo termine.

    Me gusta

  1. 2 marzo, 2016 en 12:36 PM
  2. 25 agosto, 2016 en 9:00 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Araizcorre.com

Periodista y maratonista

The Velvet Books

Un lugar para compartir las historias que viven en los libros, narración oral y más

La Remington

de R. de la Lanza

Malas Costumbres

Somos una comunidad de entretenimiento e información para mujeres jóvenes (de alma o edad) que busca darle voz a las distintas formas de ser mujer.

mariposamigrante.wordpress.com/

El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania... sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Literatura y poesía

Revista digital irregular no apta para convencionales

Survive

Amor, Ego y Rock and Roll. Corto y directo, como el punk, pero en cuento.

Algolágnico

by Getzemaní González Castro

A %d blogueros les gusta esto: