Inicio > Libro Finalizado > Fin. Hasta no verte Jesús mío.

Fin. Hasta no verte Jesús mío.

Hasta no verte Jesús mío(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

A poco más de una semana de haberlo terminado vengo aquí a reportarme. Sigo pensando que es lo que falla y no doy con una respuesta aceptable; un poco el trabajo, otro poco la fuerza de voluntad para sentarme a escribir, también considerar que muchas veces el día es tan pesado que prefiero sentarme a leer, algo fácil comparado con lo complejo que a veces resulta escribir bien… o como sea que lo haga aquí. Sumen que sigo sin encontrar un espacio de trabajo donde me sienta del todo cómodo y ahí podemos encontrar la cereza del pastel.

Pero ahora, un par de día después de haber escrito las líneas anteriores debo, de nuevo, obligarme a sentarme a escribir esa reseña que tanto he postergado. Para la buena fortuna, en esta ocasión llego con nuevos bríos, acabo de terminar un gran libro (el cual también tengo que reseñar, lo sé) y la investigación al respecto, sumado al nuevo libro que ya comencé, me llena de emoción y algo de euforia. Así que muero por comenzar.

Jesusa Palancares, es uno de los personajes más divertidos que he leído. Y no solo eso, me llenó de inspiración como pocos, aunque no se piense que lo hizo de la manera “trádicional”; predicando con el ejemplo, ¡no! Su vida fatalista y llena, más veces que pocas, de suerte, la convierten en un ejemplo a seguir, o si se quiere ver de manera fatalista, una forma para no ser en la vida. En ambos sentidos funciona bien.

Hasta no verte Jesús mío es una novela sobre la vida del personaje ya mencionado, narrada por ella misma y, pareciera, está siendo contada a alguien más ¿quizá a la propia Elena? Creo no importa mucho la respuesta, lo divertido son las aventuras de una niña mocosa que gusta de trepar a los árboles. Desde ahí, desde ese momento en que se sale del molde comenzó mi atracción con ella, estoy cansado de los estereotipos convencionales. He visto, incluso muy de cerca a personajes que se salen de ellos y no por eso son malos individuos, al contrario, esas personas allegadas a mí son las más divertidas y de quién más aprendo. Por ello, ver un personaje de esas características me llenó de emoción.

Niña haciendo tortillasJesusa quedó huérfana de madre a los pocos años, su padre tuvo que intentar hacerse cargo de los chamacos. Algo que, aunque en esa época pre-revolucionaria era común por la corta expectativa de vida, era complicado para un padre pues, solo saben trabajar y llevar el sustento a casa. Y lo deja claro Jesusa en una simple línea “…hacia las tortillas gordas, porque era hombre y no sabía tortear”

Como podía su padre los alimentaba por la mañana. Los encerraba o dejaba a cargo de los pequeños al mayor, claro Jesusa siempre se escapaba. Regresaba de trabajar y luchaba de nuevo contra un nuevo día.
Y, como todo hombre que se respete, busco rápido otra mujer, para que le ayudara con las criaturas y porque no, para que le calentara la cama.
Es ahí cuando descubrimos la personalidad peleona de Jesusa quien considera a esas mujeres como eso, las mujeres de su papá y no su madre, por ello no tiene por qué hacerles caso o dejarse hacer de ellas. Muy cabrona, lo sé, muy divertida en realidad.

Son las mujeres del padre, las aventuras de un hijo y la sumisión ante el padre de otro. El cansancio de la jodida vida y el caminar, con todo y familia para otro lado, donde sea que pueda haber trabajo. Cargando solo con aquello que se puede cargar y ocupar para la comida del día siguiente.

Así los encuentra la revolución, así los “abandona” el padre, llevándose a un hijo y dejando a Jesusa con una madrina. Aquí comienza a crecer, a ver la vida con otros ojos, aunque siendo igual de canija y peleona. Pocos la aguanta, poco se aguanta ella, va de un lado para otro, termina junto a la tropa, junto a su padre, siguiendo el batallón, danto el pitazo a la tropa, adelantándose en las líneas enemigas, siendo “secuestrada” por el propio Zapata, casándose con un militar que se deshacía por ella y ella, pus no, porque va a aceptar lo que le regala un tal por cual.

Revolucion-mujeresNos narra la historia de la vida en el país convulso. Las peripecias del padre por sacarlos adelante. Como se ve “enrolada” en la revolución y los “amores” que en ella surgen, matrimonio, sufrimiento, viudez y caminar por la vida, siempre caminar como la enseñó su ‘apa, hasta terminar en la gran ciudad. Es entonces cuando nos dibuja la gran Tenochtitlán, ahora México, y los extraños mundos que se podían encontrar ahí. La vida ajetreada y complicada para una mujer con orgullo, alguien peleona y, aunque ella no lo diga, muy cabrona, como debe ser chingao. Bueno, otra vez me salió lo “Mexicano” pero es algo inevitable.

Jesusa se adapta, siempre lo ha hecho. Es trabajadora y no llora al sufrir, puede hacer cualquier trabajo y aguantar hambres. Así la absorbe la gran ciudad, gustosa, personas así necesita, obreros que trabajen, no se quejen y no les importe morir de hambre. Y no es solo ella, Jesusa es el personaje excusa que se ve rodeada de infinidad de rostros en la ciudad, historias tristes, alegres, dicharacheras, jodidas, un matiz de colores que dibujan esa urbe de difícil adjetivo.

Supongo que era el objetivo de Poniatowska, no solo mostrarnos el mundo de la clase baja y olvidada en México, sino hacer un pequeño contraste inevitable entre ese entonces, esa vida, esa clase y la nuestra tan cambiada en estos días. Y claro que ha cambiado mucho.
Jesusa es un personaje terco y… es un personaje cabrón que siempre termina saliéndole todo relativamente bien, así tenga que pasar un sin número de penurias, al final solo sale adelante ¿para qué? Ella misma se lo pregunta, y en todo el libro, pues no sé bien a bien si termina entendiéndolo. Creo que yo sí, porque sí, porque no hay de otra y, pus, ni modo de dejarse caer así como así, hay que seguir peleando, en el sentido literal de la palabra, contra todo y contra lo que sea. Seguir caminando allá, a los cerros, donde vuelan los zopilotes, listo para dejarse caer sobre uno y comernos, porque, ella no quiere ser enterrada, no, ella quiere estar allá en el cerro, comida por esos animales, así como… así como… allá en el monte.

La valentinaUn libro bastante divertido pero que me causó un pequeño conflicto, la fantasía, la realidad alterna a nosotros, la comunicación con los muertos y lo que ello conlleva. Soy una persona más terrenal al que todo ese tipo de cosas le causa mucho ruido y le es complicado entender. Y aunque al final pude verlo como la excusa que a mí me pareció ser, o quizá fue que entendí a Jesusa, es uno de los pocos puntos “malos” que le pondría al libro. Aunque, insisto, es a manera muy personal.

Sin embargo, en general es muy bueno. Tenía ganas de leer a Poniatowska de nuevo, luego de un “documental” ya reseñado aquí, quería ver sus novelas, esas que tanta fama le han ganado, sin mencionar el prestigio y reconocimiento en todos los ámbitos. Me llevo un buen sabor de boca, aunque me deja la impresión de no serlo mejor de ella. Una excelente excusa para seguirla leyendo, porque eso sí, vale mucho la pena sus letras.

Y Jesusa, cabrona. Lo que no daría por una mujer como tú, difícil de enamorar pero peleona en el querer, aunque no lo quieras ver mija, mi jija de la chingada.

 

 

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. 26 junio, 2015 en 9:06 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Araizcorre.com

Periodista y maratonista

The Velvet Books

Un lugar para compartir las historias que viven en los libros, narración oral y más

La Remington

de R. de la Lanza

Malas Costumbres

Somos una comunidad de entretenimiento e información para mujeres jóvenes (de alma o edad) que busca darle voz a las distintas formas de ser mujer.

mariposamigrante.wordpress.com/

El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania... sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Literatura y poesía

Revista digital irregular no apta para convencionales

Survive

Amor, Ego y Rock and Roll. Corto y directo, como el punk, pero en cuento.

Algolágnico

by Getzemaní González Castro

A %d blogueros les gusta esto: