Inicio > Cine, Cosas del ESAGUI, Libro Finalizado > Fin. El azul es un color cálido.

Fin. El azul es un color cálido.

El azul es un color cálido(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

Ésta será una entrada muy discutida y comentada, al menos eso espero, siempre es bueno y sano tener participación constante, así sea contraria a la idea general de estas letras. Solo así se enriquecen más los temas a tratar.

Primero me quiero centrar de manera única en el comic. Aquí vamos:

No soy un lector asiduo de comic, hay algo en ellos que nunca termina de llamar mi atención. Sin embargo son aquellos donde se trata ciertos temas en concreto, comics importantes por tratar una visión diferente a lo estándar. Estándar que yo en lo peculiar considero a los super héroes (así, tan tonto como suena). Tal vez por eso, leer solo esos pocos que me llaman la atención es que no me apasionan.

Aunque ya había leído algunos a lo largo de mi vida, éste es el primero que reseño para el blog. Pese a los comentarios negativos vertidos, no dude mucho al momento decidirme por éste comic: es un trabajo multipremiado, llevado a la pantalla grande con resultados interesantes y con una gran controversia detrás, perfecto para generar el flujo de comunicación siempre importante aquí.

…Y como no tengo la menor idea de cómo se deben reseñar correctamente un comic, me limitaré a hacerlo a mi peculiar manera tosca, casi igual que con los libros y bajo el único argumento de promover la lectura de este trabajo si bajo mi consideración merece la pena.
Momento para desatarme: los personajes son geniales, la historia es estupenda, el trasfondo es interesante y los dibujos y la manera de plasmarlo en sus páginas es agradable a la lectura. Lo sé, quizá debí decir “vista” pero me concentro en las letras, es lo que me gusta, ¿qué se le va a hacer?

Mirada azul

El azul es un color cálido nos narra una historia de amor como cualquier otra, con la variante de que trata de dos chicas; una de ella en pleno descubrimiento de esos “raros” sentimientos y emociones, la otra, ya avanzada en el mundo de las relaciones, la lleva de la mano en ese camino tortuoso y poco aceptado por la sociedad.
Como es de suponerse, los temas sociales, familiares, de amigos, son tratados aquí sin muchas palabras pero sí con muchas emociones. Los dibujos y las insinuaciones en la narración dejan a la libertad del lector el poner las piezas del rompecabezas donde debería; nos muestra lo fuerte, lo impactante, aquello que atrapa nuestra atención y deja a nuestra imaginación las pequeñas variantes que llevaron a ese término.

Algo que siempre es de agradecer, pues el limitarse a narrarlo todo, aburré, y mucho. Y esos juegos de tentativas y sugerencias “por debajo de la mesa”, son complejos de lograr, conseguirlo no solo en texto sino en las ilustraciones genera un doble merito en la autora.

Lo que hace grandioso este comic es no irse por el camino fácil; apostar por el morbo con dibujos o relatos sexuales, ¡qué los hay! Pero son colocados en el momento justo y de manera correcta, complementando muy bien el trabajo. Era inevitable mostrarlo y salió airosa del problema la autora.
Logrando así, no robar reflectores a los problemas emocionales de los adolescentes; lo compleja que puede parecer la vida en ese momento de juventud, lo que se siente natural pero va contra la norma, el descubrimiento de como lo que antes creíamos con convicción férrea, puede cambiar. Las cosas cambian, las personas cambian, todo cambia, la mentalidad también. Lo que ayer creíamos era “así”, mañana puede que no lo sea.
El gran problema de madurar.

Amor

Y queda analizar el otro gran tema dentro de la historia; el lesbianismo en nuestros días, la aceptación de estar fuera de la norma, pero sobretodo, y opacando lo anterior (lo siento chicas, no quiero parecer sexista pero así es), el amor: las relaciones humanas y lo complicadas que pueden ser, independiente de tu orientación o preferencia, vivir, convivir y llevar una vida unida a alguien, no es sencillo. El camino está lleno de baches.

El comic es en síntesis, una gran historia de amor, desde el descubrimiento, pasando por el momento neutro, hasta el desenlace que… para cada quien es diferente.
En lo personal, tengo un gran problema acuestas, estoy saliendo de una relación importante, cada uno de los temas a tratar me inundaban de recuerdos, nostalgia y dolor. Mentiría si dijera que esto fue clave para adorar tanto la obra, pero es necesario aceptar que sí influyó bastante, aunque ¿cómo no? ¿Quién de aquí no se ha enamorado, vivido una fuerte relación o incluso, quién no ha sufrido por amor? Es algo que tarde o temprano todos viviremos y en diferentes puntos de la vida esto nos moldeará… aunque en su momento lloremos, pateemos, gritemos, porque creamos que no será así.
Y ahora que lo pienso, esto hace de este comic, un referente constante con el pasar de los años, es una lectura que merece varias relecturas pues tendrá diferentes significado, e impacto, dependiendo de nuestro estado emocional ¡un punto más para el comic!

Azul Mar

Recomendación absoluta, pequeño, genial y que se va fácil.
Es complejo obtenerlo en formato físico, ya expliqué en la entrada inicial que tuve que recurrir al formato digital, sin embargo vale tanto la pena, que va a mi lista de pendientes por comprar y, tarde o temprano, de una manera u otra, tendré ese ejemplar en mi biblioteca personal… y no lo pienso prestar… ok, compro dos ejemplares.

 

Comic-Película

Para la confrontación con la película es necesario entender algo, así como con todas las adaptaciones de obras literarias, o cualquier adaptación a otro formato, es vital comprender que es eso, ¡una adaptación!

Generalmente, “alguien” toma la idea y decisión de llevar esto al cine (como en este caso), pasa a manos de los guionistas quienes crean su versión de la obra original, después son los actores quienes dan un aporte extra, llega el directo, pone su trabajo para narrar su visión y, finalmente, entre la pos-producción se puede llegar a otra versión todavía distintas de todas las ya mezcladas.
Por lo tanto, hacer algo fiel a la obra es algo complejo, casi imposible. Sumemos que son proyectos con miles de fanáticos, por algo se eligió la obra, es popular, tendrá buenos dividendos. Por ello es imposible satisfacer todos los gustos, debemos comprenderlo y dejar de quejarnos por algo que simplemente no nos gustó o no va con nosotros.

La película se aparta un poco o mucho del comic, dependiendo de lo que se analice. Se centra mucho en la sexualidad, al punto de exagerarla: tiene escenas de sexo fenomenales (dicho por un “hetero” viendo a dos chicas teniendo relaciones, desde ahí es sesgada mi opinión, pero yo no puedo dar otra opinión distinta, por ello invitó a que dejen sus opiniones en los comentarios) pero que, lo acepto, son demasiadas.
Una escena, tal vez dos, son necesarias para poder seguir con la historia, pero los más de 10 minutos de sexo explícito sobran, se podría sacrificar parte de ellos para así profundizar en algunos temas que a mi parecer quedaron flojos: el tema de los padres, que se insinúa pero no se toca. El cambio de pareja, darle más tiempo pues los “giros” vienen muy de improviso. Y bla bla bla, un par de cosas más que creo quedaron algo débiles.

Familia AdèleSin embargo, aunque se aparta del comic, si afianza bien otros aspectos que quiere contar por cuenta propia; la lucha de clases sociales, el amor apartado de la idílica idea, y lo peligroso del tránsito de la tapa del enamoramiento, cuando la convivencia diaria se hace compleja. Es ahí donde destaca por méritos propios juntos a otros mensajes de fondo que también son interesantes. Detalles en los que nos hubiéramos centrado más al momento de criticarla de no haber sido por… sí, lo adivinan, por el sexo en exceso.
Apostaron a eso, quizá para así atraer a más público, el morbo vende y lo hace bien. Lo lograron, atrajeron mucha gente, tanto a favor como en contra del proyecto, y estar en contra… es otro tema todavía más complejo.

Y aquí es donde me quiero centrar (temporalmente) con uno de los bandos más radicales, atizar un poco la controversia y dar mi punto de vista respecto a ese conflicto. Como explique en la entrada inicial, un grupo me contactó y me expuso una serie de puntos por los cuales no valía la pena la película, no los comparto del todo y a continuación desarrollaré eso pero, independiente de mis comentarios, les agradezco pues por ellos llegué al comic que tanto me gustó.

A continuación un extracto de los puntos por los cuales “no se debería ver la película”. En rojo agregaré mi opinión al respecto.
El grupo lo pueden consultar dando click aquí

 

Contra La vida de Adèle

¿Por qué estamos en contra de esta película? Aquí enumeramos las razones:
– Fomenta tópicos machistas y morbo gratuito.
Ok, sí. Morbo gratuito sí pero, ¿tópicos machistas? Seguiré leyendo para entender mejor su punto. Aquí no me queda del todo claro.
– Vulgariza impunemente la maravillosa obra original,‪#‎Elazuleselcolormascalido, de ‪#‎JulieMaroh, y la sexualiza convirtiéndola en basura.
Sí, se desvía en varios aspectos del comic, ya intenté explicar porque pasa esto; es normal y siempre pasará en todas las adaptaciones. Si no lo consideran así, me gustaría me comentaran cual puede considerarse una “buena adaptación”. Sexualiza, sí. Comparto la idea de que fue un poco exagerado, y digo “poco” porque creo que quitar un par de minutos hubiera bastado.
– Reduce la imagen de las lesbianas a mera pornografía para hombres y la relación entre ellas a una frívola fantasía machista.
Es la visión de un director, heterosexual, no entiendo cómo, considerando su orientación, pueda expresarse de otra manera.
¿Frívola fantasía? La adoración a la mujer siempre ha existido en todos los aspectos, el inicial: la fertilidad. El placer sexual y el goce de éste le siguieron muy de cerca, que nos estimule es algo totalmente natural, aunque, si no lo hace también es natural, como todo… es cuestión de gustos, orientación, preferencia, etc. No se hizo la película de manera “no machista” pues, es un gusto que no se te dio, y quizá estaríamos nosotros enojados por no hacerlo, nos gusta el sexo lésbico, no veo porque deba ser malo jajaja.

– Cosifica y explota a las actrices, ‪#‎LeaSeydoux y ‪#‎AdeleExarchopoulos, para hacer de ellas simples objetos masturbatorios.
No, se les ofreció el proyecto, aceptaron y se les pagó por ello, nunca se les obligó o explotó a hacer algo que no querían.
– Ningunea todos los temas profundos del cómic original, así como su buen gusto y sensibilidad, sacrificando su importancia para centrarse únicamente en la explicitud de unas larguísimas escenas sexuales totalmente innecesarias para la trama.
¡Adaptación! Toca ciertos temas del comic, no tan bien como ahí pero, son diferentes formatos. Incluso, trata otros temas de mejor manera que en el comic, por ejemplo: las clases sociales y como esto afecta a los personajes, y eso se deja de lado al momento de la comparación entre los formatos. Lo del sexo sí… ¿no lo habíamos dejado claro ya?
– Intenta convencer al espectador de que estas escenas son imprescindibles para entender la vida de la protagonista, y en cambio no se regodea ni la décima parte con las escenas de cama heterosexuales (también supuestamente importantes para entender la vida de la protagonista y su evolución).
¿Cómo intenta convencerlos? ¿Poniendo escenas una y otra vez? Eso no es convencer, es error del director. Y si es un intento, entonces es un estúpido que lo hizo mal, creo todos nos dimos cuenta ¿no?
Respecto a “estas escenas sí, aquellas no”, es la visión de director, puede estar bien o mal pero no me parece suficiente como para decir “no vean la película”
– Convierte la visibilización y normalización lésbica en puro morbo para voyeurs y pajilleros.
¿No habían hecho referencia a eso ya? Ver una relación sexual ¿no es por naturaleza algo morboso, voyerista y con ánimos de que te quieras “pajear”? De otra manera mis instintos son muy agresivos sexualmente hablando, y se excitan cuando no deberían.
– ‪#‎AbdelatifKechiche demuestra una total falta de respeto hacia la idea original concebida por la autora.
Falta de respeto no, ¡es una adaptación, su visión de la historia! Falló, de acuerdo, mal hecho, ¡muy mal hecho! Si así lo quieren pero por eso prohibir la película… mmm… no.
– Es una película mediocre premiada y alabada injustamente sólo por su reclamo sexual, sin el cual la historia no destaca por nada y habría pasado completamente desapercibida.
Mediocre y alabada SOLO por el sexo, no. Podemos no estar de acuerdo en las razones que dan para premiarla (que son varias) pero no por ello nuestra opinión se hace regla. Aquí se está golpeando con la vara que nosotros medimos; “no pueden premiarla porque yo pienso que no… ah, ¿tú piensas diferente? Bueno, es porque eres diferente y no importa, lo que yo digo es correcto.”
– Es ofensiva para las lesbianas, utilizadas una vez más para lo mismo de siempre: la consecución del placer masculino.
¿Ninguna lesbiana se sintió cómoda con las escenas de sexo? Imposible dar mi opinión. Soy “hetero”, lo que me desacredita a opinar por los gustos sexuales de otras personas. Pero sería interesante se expresaran en los comentarios. Lo agradecería enormemente.
– Toma por idiota al espectador queriendo venderle una supuesta gran historia de amor que no es más que vulgar pornografía.
Es una buena historia de amor, aderezada con mucho sexo que empalaga. No me sentí idiota. Y sí taché de idiota al director por las escenas innecesarias, pero hasta ahí, no veo necesidad de más.
– Desaprovecha un fantástico material original y lo que podía haber sido una valiosa y memorable obra de referencia queda reducida al reclamo fácil y comercial.
Para gustos colores. Crear algo para el gusto de todos es muy complejo. Las opiniones siempre serán subjetivas y eso, la diversidad y aceptación de lo diferente es por lo que luchamos ¿no? ¿¡Viva la diversidad!?
– Todo lo anterior se corrobora también con las eróticas fotos promocionales y la sexualizada campaña de publicidad.
El sexo vende. No es un gran descubrimiento. Que lo exploten ¡puff! Hay muchos lugares por donde comenzar y de donde podemos obtener más tela de donde cortar. Ah pero nos disgusta esta película, entonces apuntemos los cañones aquí… mmm… no.

 

Intentaré ser conciso ya que creo he dicho lo necesario, seguir desarrollando más la controversia, sería repetirme en muchas cosas.
Prohibir algo, siempre me parecerá una pésima decisión. Prefiero educar, explicar y mostrar porque yo o un grupo de personas opinamos que “eso” “no es bueno”, mostrar otras alternativas y así sustentar nuestra opinión.
El prohibir es una peligrosa herramienta, es imposible saber a quién afectará en un futuro y fácilmente se puede volver contra nosotros.
Incluso me parece incongruente llevar la bandera de la prohibición cuando, precisamente es contra lo que se lucha: prohibir la diversidad y aceptación de las ideas, gustos y preferencias diferentes. Establecer que es bueno o malo para alguien o todos, me parece absurdo.
Entiendo que pueda herir susceptibilidades o a un grupo en específico, pero me parece que su esfuerzo por luchar contra ello está mal enfocado, apuesten a la inteligencia de la gente, muestren y promuevan el comic, un trabajo mucho mejor que la película y que tiene más que decir sobre el tema. Si hay idiotas que se quieren quedar con la película, por las razones morbosas que sean, pues, también ellos tienen la libertad de hacer lo que quieran con su vida, así como nosotros tenemos la libertad de ser como queremos ser.

La película vale la pena verse, es importante que se muestre ese mundo que tanto asusta a algunos. Es vital se aprenda de ello, se critique, se comente… de preferencia entre copas de vino o tazas de café. Podemos estar o no de acuerdo pero eso solo enriquecerá las discusiones que podamos tener. ¿Debe prohibirse? No. Estoy de acuerdo con que puede no gustar pero eso solo justifica den su opinión al respecto, nunca el intento de prohibir.

Adèle

Destrozadme en los comentarios. Por favor dejen sus opiniones, posturas e ideas, la diversidad siempre es buena y crea mejores cosas, enriquezcamos éste espacio, éste tema.

Anuncios
  1. Claudia
    18 febrero, 2015 en 11:20 AM

    Hola, yo soy otra lesbiana indignada con la película. A nivel personal también me he sentido ofendida por esas escenas. Parece que a Kechiche no le bastaran todas las virtudes del cómic original y tuviera que concederle a las masas el topicazo más fácil y simple: el uso desafortunado de escenas de sexo lésbico explícito totalmente innecesarias, inesperadas e inútiles para la trama. La mejor prueba para salir de dudas y comprobar que efectivamente es un recurso machista y gratuito es sustituir a las dos protagonistas por hombres: en ese caso, ¿piensas que se habría regodeado en tantos minutos de sexo anal? ¿Crees que la película habría sido premiada en Cannes? Ahora sustitúyelas por un hombre y una mujer: en ese caso tampoco las escenas habrían sido tan largas y de al película ni se habla, habría pasado totalmente desapercibida. Lo que vende es el reclamo lésbico, el director lo sabía y por eso lo explotó de la manera más zafia para después negarlo hipócritamente.

    Me gusta

    • 18 febrero, 2015 en 11:33 AM

      Hola Claudia, gracias por comentar.
      El gran error del director es extender las escenas, sigo pensando que dos o incluso, siendo más puritanos, con una hubiera bastado. La cantidad de minutos agregados es de un absurdo que deja claro que es el gancho para jalar espectadores.
      También creo que no los necesitaba, la película es buena en ciertos aspectos y su único gran error es el ya mencionado.

      Sin embargo, aprovecharse del sexo para vender, no me parece un fuerte argumento para prohibirla, aunque sí para criticarla por su mala realización.

      Lo podemos extrapolar, quejarnos porque la comida se ve mejor en la publicidad o en los menús y tonterías del estilo. Pero no por ello exigimos la prohibición, si acaso pedimos “información” más realista.

      Tal como pasa últimamente con las revistas de modas y el constante contra las mujeres ahí “idealizadas” creo es un buen ejercicio ir, poco a poco, poner imágenes de chicas “comunes”, con defectos, con imperfecciones, ¡cómo realmente somos!
      Aquí, volvemos al mismo tópico, podía haber quitado esas escenas y/o suavizarlas. No lo hizo, la hace (si lo queremos poner así) de pésimo gusto, más no como para aborrecerla.

      Sí, el mundo en general tiene una fijación con las mujeres, como ya intente explicar en la entrada, es natural que la sintamos, que se explote puede ser cuestionable pero no repudiable.

      Me gusta

  2. Lara Croft
    18 febrero, 2015 en 11:58 AM

    Puedo darle cierta relatividad a esta película porque yo, que me identifico como heterosexual, no tengo una necesidad personal (más allá de la humana), de que se visibilize una historia lésbica y se muestre la discriminación a través del cine. PERO COMPRENDO perfectamente que algunas mujeres lesbianas sientan rabia al ver que la primera persona que expone y que dirige esta temática es un hombre heterosexual. Con el historial y el presente que siguen viviendo las personas con sexualidad no normativa, es muy absurdo que no se aproveche una película así para mostrar con profundidad la historia vista desde personas QUE LO HAN VIVIDO y sienten la necesidad de contarlo y reivindicar. En nuestra cultura, es obvio que el lesbianismo se usa para la excitación masculina y no está visibilizado como una opción vital positiva y completa, y eso a mí también me da asco y rabia. En este sentido me sentí molesta en solidaridad, porque “La vida de Ad’ele” se queda en eso, en un ejercicio de excitación masturbatoria para hombres, un insulto a las lesbianas en particular y a la inteligencia del público en general.
    ES LÍCITO mostrar sexo en una película, por supuesto que sí, pero que me muestren honradamente las reglas desde el principio y no de una manera tan manipuladora y comercial. Dudo que si la película prescindiera de las escenas explícitamente sexuales entre las dos protagonistas (guapísimas, por cierto, y siempre depiladas y listas para el momento, por cierto también…) hubiese tenido la más mínima repercusión. ¿Y por qué? Porque esta es una película totalmente plana, y además larga y tediosa que evita en todo momento TODOS los conflictos que se presentan: el conflicto de Emma con su pareja hasta que se enrolla con Adele, el conflicto de Adele con los compañeros homófobos de su clase, el conflicto de Adele con sus padres al salir del armario, el conflicto de Adele con el entorno laboral y su homosexualidad… para ir a lo fácil: pongámoslas a follar durante 15 minutos para que a nadie el quepa duda de la pasión que las une.
    Esta no es una película sobre la homosexualidad, es un culebrón absurdo que ha utilizado el sexo lésbico como principal reclamo. Que nadie tenga valor para admitir una evidencia de tal calibre es lo tremendo, y por eso no debe resultar tan raro que a muchos y muchas (heterosexuales u homosexuales, aunque comprendo perfectamente que a las lesbianas les indigne más) nos parezca hipócrita.
    Por todo ello estoy en general de acuerdo en todo lo que plantean las lesbianas indignadas con esta película y también me rebelo contra la hipocresía y la imbecilidad de los críticos y festivales correspondientes. El sexo en el cine muchas veces actúa como un reclamo morboso en si mismo que se desconecta del relato en el que está inserto. Desde luego la película que nos ocupa es un ejemplo claro de este efecto, y entiendo por ello la ira que ha provocado. Lo lamentable es que el director y los críticos alabadores sean tan cínicos e hipócritas para hacer pasar este elemento determinante de la película como un “hermoso y necesario complemento” y no como un reclamo morboso, y por ende, comercial.

    Me gusta

  3. 18 febrero, 2015 en 12:04 PM

    Sí, la película se va por otro camino muy distinto al del comic pero es porque intenta plantear otras cosas, de manera lamentable, a costa de temas que muchos podríamos considerar más importantes.
    Que los críticos y encargados de premios se fueron solo por el sexo, me parece absurdo. Ese tema sigue siendo visión cerrada por parte de los que se quedaron con ese error.

    Y como no puedo expresarlo mejor, aquí un video que recién acabo de ver y plantea mejor algunas ideas que yo no supe expresar.

    Me gusta

  1. 18 febrero, 2015 en 10:47 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Araizcorre.com

Periodista y maratonista

The Velvet Books

Un lugar para compartir las historias que viven en los libros, narración oral y más

La Remington

de R. de la Lanza

Malas Costumbres

Somos una comunidad de entretenimiento e información para mujeres jóvenes (de alma o edad) que busca darle voz a las distintas formas de ser mujer.

mariposamigrante.wordpress.com/

El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania... sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Literatura y poesía

Revista digital irregular no apta para convencionales

Survive

Amor, Ego y Rock and Roll. Corto y directo, como el punk, pero en cuento.

Algolágnico

by Getzemaní González Castro

A %d blogueros les gusta esto: