Fin. Cell.

Cell. Contraportada(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

Un libro publicado en 2006 (¡no hace mucho!), con un tema “contra” la tecnología celular (¡”problema” aún con más penetración que en ese entonces!), situación que conlleva a un final apocalíptico que, aunque tiene tintes distintos, es tan parecido a otras historias ya contadas que no presenta prácticamente nada nuevo, claro, nada fuera de usar teléfonos móviles, lo cual no es gran aportación.

Sí, lo sé, es un comienzo demasiado agresivo pero puedo defender que es justificado, el libro no es del todo bueno. Vengo de no conocer prácticamente nada del autor (descontando las películas basadas en su obra), gracias al #RetoKingProceso llevo tres geniales obras que han demostrado por qué se le denomina el rey del terror… ¡pero aquí, caray, se le fue de las manos!

Con recursos claramente de otras obras, tan claro que son mencionadas en el mismo libro, intenta, al menos es lo que quiero pensar, darle otro giro interesante a los zombies, esos personajes que tanto fascinan últimamente y de los cuales parece que ya se contó todo. King no se limita con traerlos a su obra, los dibuja distinto, con habilidades diferentes en un inicio y con otras un tanto complejas conforme avanza la trama, lo que los aleja cada vez más del modelo establecido. Lo anterior no puede ser malo, ¡hay que innovar! Estoy totalmente de acuerdo, sin embargo en el intento por hacerlo falla, y de manera estrepitosa.

Las buenas historias de zombies o aquellas apocalípticas que prácticamente destruyen al mundo son bastante profundas, con el tiempo van dando pistas sobre lo acontecido de tal manera que al final tenemos un claro mapa sobre los pasos a seguir para convertir nuestro mundo en eso que estamos leyendo. Tal vez no es la base para este tipo de historias pero hacer que el lector se identifique y sienta miedo de su futuro es un punto importante ¿o solo yo lo considero así?

En Cell encontramos el “detonante” muy rápido, apenas nos empapamos un poco con el personaje principal cuando el mundo se va al carajo y todo comienza a fallar, incluso la misma sociedad que se está volcando sobre sí misma, es en ese momento cuando se comienzan a forjar los “equipos de supervivencia”, gracias a un policía que lo rescata de uno de los infectados… bueno, el rescate no es tan importante pero quería hacer énfasis en el policía.

En cuestión de páginas, de manera bastante “acelerada” por la tensión y curiosidad por descubrir que está pasando es como nos damos cuenta que ya no somos especie dominante, hay algo más, algo que no tiene control total sobre su cuerpo, que parece va evolucionando y adaptándose al entorno. Las reglas se establecen, las mañanas para los “telefónicos” (curioso nombre con que son bautizados a los nuevos zombies) y las noches para los “normales”

Sin líneas de comunicación, la edad de media vuelve con todo su peso. Las relaciones humanas se vuelven más difíciles, convivir significa hacer sacrificios y nadie pretende hacerlos a costa de los suyos, los más cercanos. La información sobre nuestros familiares está vetada, cualquier intento de comunicación puede significar volverse uno más de ellos. La modernidad nos ha acostumbrado a tener todo a una llamada de distancia y en menos de treinta minutos, ahora sin ese importante recurso ¿cómo se hacen las cosas? ¿Cómo lo hacían nuestros abuelos? ¿¡Cómo pudieron vivir sin celular!?

Son argumentos bastante interesantes que el autor desarrolla relativamente bien, tiene reflexiones bastante acertadas y logra un poco lo que debe hacer un buen libro de zombies, ponerte a pensar en “qué pasaría si…”
Por desgracia todo se queda ahí.

Me cuesta lo sobrenatural, lo fantasioso, lo mágico o lo apocalíptico si no tiene una buena explicación de fondo. Entiendo que los muertos regresen, que los poderes mágicos acudan a las personas y que todo se esté yendo a la mierda sin embargo nunca lo aceptaré si no hay una explicación relativamente buena de fondo. Sin eso, lo anterior se convierte en un mero “recurso del autor” y detesto esas salidas tan sencillas.
-Veamos… el policía a quien hice referencia a inicios, da claros indicios de saber un poco sobre la situación, quizá un poco más que el personaje principal pero lo sabe y nos da pistas para pensar que hay algo de fondo, nunca se vuelve a tocar el tema.
-Una situación compleja que está afectando a… digamos “mucha” población estadounidense ¡y el ejército en ningún momento hace su aparición! Carajo, incluso se llega a sospechar de ataques terroristas, aun sabiendo que las comunicaciones no son seguras… ¡ni un solo soldado en las calles! Caray de perdida los gringos locos que se preparan precisamente para eso.
-Nunca sabemos que lo provocó, bueno va, fue la llamada por celular ¡pero qué hay de fondo! ¿Quién, cómo, cuándo, dónde?
-La mayoría de las posibles respuestas a lo anterior vienen dadas de un niño adicto a la informática, todo basado en su conocimiento de computadoras y pura deducción. ¡Wow! Sherlock eres un maldito genio ¡soy un adicto a la tecnología! Nunca se me pasó por la cabeza lo que menciona, lo puedo entender y seguir el hilo del argumento pero aun así me parecen descabelladas y absurdas muchas deducciones, sobre todo las conjeturas tomadas al final como verdad absoluta.
-Gracias a los recursos ya mencionados a nuestro  grupo de valientes se les arrebata el libre albedrío, cerca del final no tienen opciones y se limitan a hacer lo que se les ordena, ya no digamos el “malvado” del cuento ¡no! ¡El autor es quien claramente mueve los hilos! Sin salida alguna, inventa otros recursos aún más malos para dar salida al libro.

Y le paro aquí pues no quiero seguir despotricando más, apenas comienzo la mañana como para arruinármela por culpa de un mal libro. Dejé de lado las incongruencias y contradicciones, me centré en esos puntos más destacados y generales que no arruinan la historia, además dejé y dejaré de lado las críticas a los personajes acartonados, sin personalidad ni misión… bueno, la tienen según el escritor pero es difícil creerla si fueran personajes reales.

King se le va de las manos en panorama mundial, fiel a su técnica se concentra en pocos personajes para con ellos infundir pánico ¡error! ¿Entonces para qué un panorama tan dramático y complejo? Quizá para sus débiles reflexiones, entonces hubieran quedado mejor en un cuento.
Los pocos personajes que se analizan a profundidad son huecos, fáciles de entender y por ello pierden empatía ante sus vacíos argumentos de vida.
La historia es interesante, tiene buena premisa pero parece más una alabanza a viejas historias que la precedieron y a las que le rinde tributo ¡muchas veces! Dentro de la novela. Intentó cambiar, innovar tal vez pero solo se quedó en el intento.
El terror… sí lo sentí, solo en los momentos extremos iniciales, cuando todo se va al carajo y por su manera de escribir te sientes en medio de la calle viviendo eso. Mi mente creaba una excelente película sobre lo que leía… y estaba saliendo muy bien. Fuera de eso, se va desplomando, no hay información para mantener lo acontecido, pierde sustento con los pobres recursos del autor y las simples ideas para salir adelante.
En total es el peor libro de King que he leído, recuerden que solo he llevado los publicados a la fecha del #RetoKingProceso (aquí pueden ver la lista de libros) y que ahora lo creo, es posible encontrarme con libros aún más malos aunque, sinceramente espero no sea así.

Me tardé dos días para esta reseña, estaba buscando información sobre la película (que al parecer se estrenará el siguiente año) pero sobretodo buscada reseñas y críticas, necesitaba saber si era el único raro que pensaba así del libro y pues… digamos que el 30… Tal vez el 20 por cierto de los lectores piensa igual que yo, los demás se deshacen en alabanzas al rey del terror o_O’ ¡no entiendo que carajos les pasa! Pero me gustaría saberlo, sería interesante tener una discusión e intercambio de ideas respecto a la novela para así enriquecer más este espacio.

La invitación está hecha, espero salgan muchos valientes y así tener más información para ustedes lectores. Por lo pronto ¿ya lo leyeron? ¿Comparten opinión con el tío Esagui o simplemente anda de malas y merece que le inviten un café? ¡Qué comience el debate!

Anuncios
  1. Gladis
    1 julio, 2014 en 4:38 PM

    Hola, encontré tu blog por casualidad buscando las portadas de los libros que esta sacando proceso No soy fan fan de Stephen King aunque he leído varios y la mayoría me han gustado, de los que han sacado ya había leído Carrie, Misey (Maldita Annie Wilkes) y Cell, no se si fue porque este lo leí cuando tenia 18 años que a mi me gusto y me asusto demasiado, recuerdo que en ese tiempo (que tampoco ha pasado mucho apenas 7 años xD) no tenía teléfono celular y de verdad estaba agradecida por eso, al principio mencionas que no aporta nada porque es una historia ya contada antes, fue le primer libro de este tipo que leí con temática zombie y el fin del mundo por lo tanto en sus momento a mi me impresiono, es verdad que el libro te deja con muchas dudas y la principal es precisamente quien propicio el pulso, todas esas teorías locas sobre lo que ocurrió me costo entenderlas en su momento porque nunca he sido fan de las computadoras, leyéndolas de nuevo me doy cuenta de lo absurdas que son, recuerdo que él final no me gusto, me dejo un mal sabor de boca, ahora que lo estoy releyendo quiero encontrar por qué me provoco esa sensación, es claro que no tiene la misma profundidad de Misery es más dinámico o así se siente porque todo pasa tan rápido, ahora es más sencillo imaginarse como pueden ser los locos telefónicos por todas las referencias, cuando lo leí no tenía ese recurso, así que supongo que por eso me gusto y aún ahora de repente me encuentro mirando a mi alrededor, cuántas personas van con sus teléfonos por la calle, me pregunto si en verdad sería posible, soy un poco paranoica.

    Seguiré de cerca tus reseñas y espero alcanzarte con el reto, que aunque los voy comprando me cuesta ir leyéndolos a la par.

    Me gusta

    • 2 julio, 2014 en 10:54 AM

      Hola. Disculpa que no te contestara antes, estoy teniendo serios problemas en la vida real y apenas me estoy re-adaptando a mi vida virtual.

      Tal vez será por haber leído ya muchas historias de zombies que no me gustó tanto Cell, aunque lo dudo, lo veo con serios problemas de raíz como para definir el único problema como eso “haber visto ya muchas historias del tipo”
      Incluso creo no va muy acorde a su manera de escribir, sé que puede ser una expresión demasiado subjetiva, más si tomamos en cuenta que solo he leído 4 libros del autor, pero me parece ya tengo entendido cual es su manera de hacerlo.

      Muchas gracias por interesarte en el proyecto, esperamos sea de tu agrado y los disfrutes plenamente, queda recordar que te suscribas, así podrás tener en tu correo todas las nuevas notas.

      Me gusta

  2. 25 enero, 2016 en 10:20 AM

    Me parece de lo más subjetivo que digas que es un mal libro.

    Me gusta

  1. 26 junio, 2014 en 7:34 AM
  2. 9 julio, 2014 en 9:49 AM
  3. 20 diciembre, 2014 en 10:56 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Araizcorre.com

Periodista y maratonista

The Velvet Books

Un lugar para compartir las historias que viven en los libros, narración oral y más

La Remington

de R. de la Lanza

Malas Costumbres

Somos una comunidad de entretenimiento e información para mujeres jóvenes (de alma o edad) que busca darle voz a las distintas formas de ser mujer.

mariposamigrante.wordpress.com/

El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania... sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Literatura y poesía

Revista digital irregular no apta para convencionales

Survive

Amor, Ego y Rock and Roll. Corto y directo, como el punk, pero en cuento.

Algolágnico

by Getzemaní González Castro

A %d blogueros les gusta esto: