Inicio > Libro Finalizado > Fin. Cuentos violentos.

Fin. Cuentos violentos.

Contraportada "Cuentos perversos"

(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

Aunque creí que terminaría este libro pronto, descubrí que las fiestas decembrinas no son buenas para las lecturas. Algo bueno tuvo que tener esta situación, el cuento de Eduardo Antonio Parra me cayó como anillo al dedo, leerlo un par de días antes de Navidad fue excelente para deprimirse por las situaciones tristes y violentas… mmm ¿qué era lo bueno de esto?

Mi experiencia con las compilaciones Ediciones Cal y Arena ya había sido muy buena, con este libro me quedo con la sensación que saben hacer un muy buen trabajo… ¡pero! siguen sin ganarle al genial Cuentos perversos.

En un ambiente dramático, sangriento, doloroso, triste, lleno de todas aquellas variantes de violencia que se puedan imaginar, junto a aquellas múltiples razones (con y sin sentido alguno) para ocasionarla, eso y más es este libro, una muy buena compilación de relatos cortos que no deben dejar pasar.

Comentar sobre este tipo de recopilaciones es bastante complicado, se corre el riesgo de verse seducido por el spoiler y arruinar la historia a más de un lector.
Tomar cada cuento por separado es un error, son tan cortos que cualquier intento terminara por caer en lo anterior. Hablar del libro completo, pues, queda en un simple “es muy bueno, tienes que leerlo” y hasta ahí. La mejor publicidad creo viene ya dada por la contraportada del libro, la que me atreví a compartir pues estoy seguro “vende” mejor el libro que la forma en que lo pueda hacer yo.

Pese a eso, para aquellos que aún no lo leen o los suertudos que ya lo tuvieron en sus manos (alguien ya lo confirmo por Twitter) debo comentar aquellas narraciones dignas de ser destacadas:
(El orden corresponde a su aparición en el libro)
Los culpables 
de Juan Villoro. Aunque ya lo había leído (y sigo sin saber dónde) me pareció genial darle una re-lectura a este estupendo cuento del genial Villoro, peculiar, violento, crudo y sincero, combinación ganadora que mantiene al lector atado desde la primera letra a la última palabra.

El despertar de la calle de Eduardo Antonio Parra. No me canso de alabar este relato, más por la coincidencia en la fecha al tratarse sobre un tema navideño y la soledad de muchas personas en la sociedad. El reflejo de un mudo triste y cansado en que se está convirtiendo este país. Doloroso, cruel y con una excelente “imagen” final.

Un asunto pesado de Héctor de Mauleón. Relatar la realidad del país en la actualidad es muy competido, cualquier intento por hacerlo debe luchar contra los periódicos, noticieros y demás medios informativos, las noticias actuales superan a la realidad, ya no se diga de investigar en internet; un mundo libre de filtros que es capaz de mostrarnos una realidad aún más cruda. Hacerlo de manera “bella”, incluso un tanto “elegante” tiene mucho mérito, más si lo hace manejando estupendamente lo guiños y huecos que llena el lector. Un excelente cuento sobre la situación actual en México, triste pero cierto.

Médicos y medicinas de Luis Arturo Ramos. Está plagado de un entorno depresivo como pocas veces había visto, extrañaba mucho los sentimientos que logra generar en el lector. Esa soledad y tristeza que nadie es capaz de entender a menos que la viva y, somos pocos los que logramos vivirla.

La iluminada de Claudia Guillén. Un relato que comienza muy bien, un entorno fascinante y un tema que poco se trata, la locura. Se desarrolla de manera genial y nos sumerge muy lentamente en ese cuarto oscuro lleno de voces que es la cabeza de uno de sus personajes, comprendemos, incluso vivimos esa locura, y yo, traté de entenderla, sin mucho éxito. El problema radica en el mal final que llegó a darle, creo se hubiera podido terminar de alguna otra manera sin riesgo de perder esencia. Eso o quizás estoy un poco loco.

Dando y dando de J. M. Servín. Aquellos que retratan la realidad de este país siempre me encantaran, es por esa razón que, desde sus inicios supe que este relato me gustaría. Pero fue al final, después de retroceder un par de páginas y encontrar aquello que el personaje pensó pero nunca compartió, buscar esa relación que no se aclara y no permite entender del todo la historia, es solo hasta después de mucho imaginar que te quedas con alguna de tus suposiciones, es cuando descubres lo genial del relato, te hace pensar y recapacitar, últimamente hay pocos textos que puedan hacer algo así. Excelente, se cuela entre mis favoritos.

Como ven fue un trabajo un poco difícil, traté de hacerlo de la mejor manera, por eso elegí los “mejores” relatos y traté de generarles esa duda/curiosidad que es la que seduce a los lectores, espero haberlo logrado. Aun así, recordarles nuevamente que Ediciones Cal y Arena algo está haciendo muy bien, dos de dos en sus compilaciones avalan mis palabras, si tienen oportunidad de hacerse de alguno de esos libros estoy seguro no se arrepentirán. Eso sí, si logran hacerlo, no duden en compartirlo en este espacio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Araizcorre.com

Periodista y maratonista

The Velvet Books

Un lugar para compartir las historias que viven en los libros, narración oral y más

La Remington

de R. de la Lanza

Malas Costumbres

Somos una comunidad de entretenimiento e información para mujeres jóvenes (de alma o edad) que busca darle voz a las distintas formas de ser mujer.

mariposamigrante.wordpress.com/

El diario personal de una mujer, mexicana, migrante y mamá que vive en Alemania... sus experiencias, sus anécdotas y sus opiniones!

Literatura y poesía

Revista digital irregular no apta para convencionales

Survive

Amor, Ego y Rock and Roll. Corto y directo, como el punk, pero en cuento.

Algolágnico

by Getzemaní González Castro

A %d blogueros les gusta esto: