Extracto. Viaje al centro de la tierra.

Extracto. Viaje al centro de la tierra

 

“¡Oh! Señor Lidenbrock, esos libros andan recorriendo constantemente el país. ¡En nuestra pobre isla de hielo existe una gran afición al estudio! No hay pescador ni labriego que no sepa leer, y todos leen. Opinamos que los libros, en vez de apolillarse tras una verja de hierro, lejos de las miradas de los curiosos, han sido escritos e impresos para que los lea todo el mundo. Por eso, los de nuestra biblioteca van corriendo de mano en mano, son leídos una y cien veces, y tardan con frecuencia uno o dos años en regresar a sus respectivos estantes.”

Julio Verne. Viaje al centro de la tierra.

Me encantan estas coincidencias, estos momentos en que siento que el libro/el destino me hablan y me indican que voy por buen camino. Curioso obtengo este libro para apoyar y fomentar #SiembraUnLibro una dinámica que pretende lograr eso, lo mismo que menciona el texto citado ¡wow! Creo comienzo a adorar a Julio Verne.

Viaje al centro de la tierra. Julio Verne.

Viaje al centro de la tierra(La reseña a este libro la puedes encontrar próximamente)

#SiembraUnLibro 1.5 Express me está llenando de peculiares sorpresas, entre ellas este libro.
El gobierno municipal de la ciudad de Tepatitlán en apoyo con nosotros para celebrar el día del libro ideó una excelente dinámica mezcla de varias ideas: Conseguir con dinero del gobierno muchos libros para regalar, entre ellos libros infantiles, traer cuentacuentos que se encargaran de repartir esos libros y además organizar actividades para instruir a los peques por el amor a la lectura. El resto de los libros, libros como el que tengo en mi poder, se pusieron a disposición de la población en general bajo la condición de presentar un par de datos (nombre, teléfono, nombre del libro) para… francamente no lo sé ¿responsiva? Y la condición de “sembrarlos” el próximo 23 de Abril.

¡Genial! Quizá el único problema sería el poco tiempo que se da para la lectura pero como primer intento a seguirse desarrollando en base a los problemas vistos en esta ocasión me parece estupendo. Yo fui, me anoté y participaré con un libro de Julio Verne, un autor que no entra en mis favoritos después de haber leído 20 mil leguas de viaje submarino.
Me desespera tanto nivel de detalle, es cansado tener que leer 3 páginas llenas de descripciones antes de poder pasar 10 metros en la aventura del personaje pero… es un gran autor que merece segundas oportunidades y es por eso que estoy aquí.

¿Qué me espera? ¿Habían visto iniciativas de este tipo? ¿Participaran con nosotros en #SiembraUnLibro?

Fin. Amarás en guerra.

Fin. Amarás en guerra.(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

Generalmente cuando tomas lecturas “a ciegas” las caídas o los éxitos son estruendosos; entiendes porque esos libros abandonados, usados o los de la pila están ahí, o tal vez encuentres una maravillosa joya recibida sin recomendación o comentario alguno, un tesoro descubierto por ti al más puro estilo de las historias de los abuelos.

Éste no fue un descubrimiento en una tienda de libros usados, fue una experiencia totalmente nueva, algo más para el anecdotario del blog.
Una rara invitación a una más rara boda de la cual no tenía ni idea. Un trabajo de marketing interesantes que funcionó pues yo caí en él, me llevó a conocer el blog, descubrir esta obra mexicana y unirnos para un esfuerzo por promover la lectura mexicana; #SiembraUnLibro. Con semejante apoyo no pude más que ofrecerme pagar favor con favor, dar a conocer su obra y mostrarles todo el apoyo posible, esto generó en el envío de varios ejemplares, entre ellos el que ya devoré y del cual me quedé con ganas de más.

Leer más…

#SiembraUnLibro 1.5 EXPRESS. 23 Abril 2014

#SiembraUnLibro 1.5 EXPRESS

 

Necesito vacaciones, incluso ahora que pienso porque escribo esto también mi biblioteca necesitara vacaciones.
La vida real se está complicando bastante llevo semanas “jugando contra reloj” y no he podido desarrollarme como quisiera, sin embargo trato de ganarle al tiempo, aunque tenga que sangrar en el intento. Ésta es una pequeña explicación de… porqué esto será algo EXPRESS.

La primera participación de #SiembraUnLibro la consideramos todo un éxito aunque por ser primera vez no tuviéramos datos contra los cuales comparar. Para la segunda edición se había pensado dejar un tiempo considerable de intermedio, con ello queríamos permitir a los participantes, reponer sus libros, y a quienes cosecharon darles tiempo para leer el libro y así pudieran volverlo a sembrar.

Sin embargo las cosas no siempre funcionan como uno las planea.

Leer más…

Amarás en guerra. Arturo B. Loranca.

Amarás en guerra(La reseña a este libro la puedes encontrar aquí)

Un “libro” que obtuve de manera bastante curiosa. Hace algo de tiempo recibí un tuit un tanto peculiar, se me invitaba a una boda (0_O’) y para poder obtener más información debía de acceder al link que ahí adjuntaban. Revisé el link y aunque soy medio paranoico me ganó la curiosidad, todo parecía estar en orden así que me aventuré al blog de este material AMARAS EN GUERRA.

Interesante, un trabajo mexicano, una nueva aventura que estaba buscando el apoyo de más personas para sacarlo adelante ¿por qué no ayudar? Luego de revisar el blog me comuniqué con ellos y les ofrecí mis servicios y apoyo, sin ningún compromiso me comprometía a ayudarlos en la difusión de su producto, incluso les comenté la idea de que me enviaran una ejemplar de su obra aunque solo fuera en formato digital para así poder comentarlo en este blog y darle más publicidad. Aceptaron y comenzaron las comunicaciones para organizar el envío de algunos ejemplares.

Sumado a lo anterior como buenos mexicanos en busca de un cambio, participaron, apoyaron y se sumaron al proyecto #SiembraUnLibro dando a conocer así aún más su obra. Su participación generó en mí una enorme gratitud y me obligo a acelerar la comunicación para obtener su ejemplar y hablar de él. Es aquí donde comienzo a pagar mi deuda.

Leer más…

Fin. La invención del amor.

Contraportada "La invención del amor"(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

40 años de vida, soltero, con escasos amigos a los que intentas frecuentar periódicamente pero de los que te aburres pronto con las mismas conversaciones de siempre, un trabajo rutinario que genera lo suficiente como para despreocuparse de él y estar desatendido de la economía, esa que jode a tantos españoles últimamente, un departamento con una terraza desde la cual se puede ver Madrid en toda su plenitud fusionándose con las miles de estrellas que aparecen por la noche y el paisaje geográfico que cubrimos con innumerables edificios pero que desde esa altura es solo visible para él.

Así es la vida de Samuel, un sinsentido sobrellevado día a día sin razón aparente que la de seguir respirando, sin emociones fuertes, novedades o algo ligeramente significativo que mencionar.

Una de esas tantas aburridas noches recibe una llamada ¿para él? Desean hablar con Samuel, trasmitirle la noticia del fallecimiento de Clara en un accidente y darle a conocer la dirección donde será llevado acabo el funeral.
Samuel no conoce a ninguna Clara, a nadie con un nombre siquiera suene similar y mucho menos tiene contacto con alguien que le pueda llamar con tanta familiaridad.
Movido por la curiosidad… al menos eso dice la premisa, el lector podrá decidirse si fue por esa razón, aburrimiento, casualidad o un mal recurso del autor… decide asistir al velorio. Y es así como comienza esta fatal aventura que, aunque goza de una excelente premisa deja que todo salte por la borda y fuera de ese inicio interesante, el resto del libro te preguntas constantemente ¿cómo carajos le dieron el premio a esto?

Leer más…

Extracto. La invención del amor.

Extracto. La invención del amor

“-Y lo que no sé es si ese día que uno deja de preocuparse por los ruidos de las tripas, por disimular las propias funciones fisiológicas, si ese día que no te importa que el otro te oiga cagando, es el día en el que el amor se acaba o el día en el que el amor empieza. ¿Entiendes lo que quiero decir?”

José Ovejero. La invención del amor.

Siempre he gozado de una excelente relación de pareja con Violetta, desde nuestros comienzos hemos entendido que en nuestra relación somos ella, yo y nosotros. Y a diferencia de las nuevas generaciones donde absolutamente todo lo quieren hacer juntos, nosotros no pasamos por el penoso momento de descubrir que los baños no son compartidos y no podemos ir a cagar al mismo tiempo. Argumento que constantemente lanzó a esas nuevas parejas y algunas veces, menos de las que esperaría, se quedan pensando en esa unión exagerada.
Y aunque la frase del libro va por un camino un tanto diferente, la variante no es ta tan alejada, ¿cuándo nace o se pierde el amor: cuándo se descubre o cuándo se pierde el individualismo en una relación?

La invención del amor. José Ovejero.

La invención del amor(La reseña a este libro la puedes encontrar aquí)

Un libro al que le tenía ganas desde hace más de un año, precisamente desde que fue anunciado como ganador del premio gran alfaguara 2013 es por ello que esta entrada no será muy larga. Lo adquirí solamente por eso, el gran renombre del premio, lo obtuve por un accidente de edición y una fortuna por la amabilidad al reemplazar aquel ejemplar daño por este libro.

Un libro del que últimamente he hablado mucho y como no creo poder decir algo nuevo de él me lanzó a devorarlo. Nos vemos en la reseña.

Fin. La senda del perdedor.

Contraportada la senda del perdedor(Los comentarios iniciales los puedes encontrar aquí)

¿La historia de su vida? ¿Qué tanto podemos considerar como fidedigno? ¿Será acaso éste un libro totalmente descriptivo?

Con un comienzo difícil; el entorno de un niño bajo la “protección” de unos padres bastante peculiares, por no usar la palabra “raros”, añadiendo a ello la descripción de su llegada al país y el contexto familiar adecuado, tíos, abuelos y sus peculiaridades. Es decir algo bastante aburrido.

Comencé las primeras páginas con la impresión de haber cometido un error, extrañando mucho al Bukowski que ya había leído en otras ocasiones, algo pasaba que no me terminaba de gustar. Todo mejora con la llegada de la adolescencia; los choques  hormonales y la crudeza de tener frente a un mundo negro y triste, aun mayor para el personaje principal de la novela, sus padres, gran influencia en él, lo sumergen en un extraño abismo.

El entorno social e histórico es una etapa difícil en Estados Unidos, la economía no es la mejor, llevando el desempleo a todos lados, las necesidades apremian y mantener las apariencias es ley. La mano dura de un padre que vio frustrados sus sueños y los impone al pequeño, espera, inconscientemente que él lo saque adelante aunque el medio tan estricto para ese fin no es el mejor.

Solo ahí comenzamos a ver los primeros destellos de Bukowski como persona, como escritor, el reflejo de sus palabras.

Leer más…

Domingo en la playa.

La cerveza se ha acabado. Carajo esto no hubiera pasado de estar con alguien.
Al vecino le da por barrer su propia jaula y tengo que simular que bebo, no pretendo dejar de darle la espalda, ni siquiera por la vital necesidad del vital líquido, que regresaría la vida a este lugar.

 

-Sí, un cartón de cuartito. Sí, preparado, mucho hielo. A mi depa cabrón pero… a la azotea, busca el cuarto 10… ah mmm me lo apuntas ¿no? Ando bien quebrado.

 

Dejo que me escuche, creo haber impreso el tono suficientemente alto con tal de lograrlo. Ambos podemos estar enjaulados, prisioneros a la voluntad de una maquina pero yo estoy en la playa, con agua salada a mis pies, una última cerveza en mi mano, vacía, espero aún no lo sepa, y un cartón más en camino. No, no somos iguales. Ahora música. El celular comienza a sonar estridente, tan bajo como solo él puede, maldito.

 

Se fue, gané el juego de ignorarnos. 3 años en los departamento y sigo siendo el campeón invicto. Se largó en el momento justo, la espalda ardía, la garganta seca y yo como un idiota refrescándola con vapores alcohólicos ardientes ¡y la maldita agua ya no refresca!
¡Qué se pudra!
La maquina hacía tiempo que había terminado, ahora puedo liberarla de su carga y reemplazarla. Será un día largo cariño.
El vapor se eleva por el suelo al tocar el agua, húmedo, mojado, colores vivos en el suelo y una fresca brisa retoma la fantasía. Busco una nueva sombra, relleno la tina y la endulzo con dos puñados de sal comercial. Aquí es el momento donde tocan la puerta y mi tarde se vuelve perfecta. Culera vida, llevas años jodiendo mi realidad.

 

Edificios altos, más que yo. Encerrados dentro de sus cuartos acondicionados. ¿Acaso vas a la playa y no sales del hotel? Imbéciles.
Me levanto y frente a ellos, sosteniendo la mirada a la hermosura que descansa del sexo mirando por la ventana, para ella, por ellos, dibujo una línea con mi orina, la frontera de mi nación, prohibido pasar… cuando logro terminar una impresionante “S” la “P” y la “U” han desaparecido. Le sostengo la mirada al sol y su soberbia, levanto mi fría y deliciosa cerveza y le espeto “Puto”

 

La tercera carga finaliza y ya era hora, las palmeras perdían la batalla y su sombra se bate en retirada, se volvía necesario sembrar muchas más.
Mezclilla, mojada y aun escurriendo, el cartón va por la mitad y solo falta una lavadora más. Esto es vida.

 

Pizza, cerveza y… la muy perra en la playa. Aquí tiene a su pendejo. 3 días de pizza, de la misma pizza. No es record pero podría ser el comienzo de algo bueno. ¿Cuántos cartones debo? ¿A los cuántos se pierde el crédito? ¿Yo lo sabía? ¿Y la comida?

 

Otra invasión, en el folleto decía claramente playa privada. Al menos la visión no es tan obesamente desagradable.
Ya son un par de días que no se dejaba ver, vecinita… Cuando más la necesitaba, vecinita… Imagínense; una cama enorme, una soledad tremenda, una mano juguetona y una cortina que se niega a abrir, vecinita… Ya media semana y usted tan… solita… vecinita…

 

Ah que cabrona es la vida, todo llega en su momento y a veces hasta al mismo tiempo.
La lavadora, una idea, una erección, la culpa, la deducción, el olor, la inspiración y el valemadrismo siempre achacado al alcohol.

 

-Que bien huele. Apuesto que es de su cocina. Le cambio un taco por una cerveza, vecinita…

 

Enrique Espejo Aguila “Esagui”

Sí, la imaginación es cabrona, los últimos actores son más cabrones y te dan buenas ideas, perdido y encerrado en una azotea, solo faltaba papel y lápiz para que resulten una raras lineas.
Destrozadme señores, solamente así aprendo, dejen sus comentarios, críticas, opiniones, sugerencias, denme con todo.

 

El blog de Yusnaby

Pro-moviendo y diversificando la cultura.

Crónicas Azules #13

Pro-moviendo y diversificando la cultura.

La Remington

de R. de la Lanza

La Casona Montejo

Un sitio de todo y nada, de intrigas, venganzas y realismo mágico.

De letras oscuras

Rafael Cadena Flores

Factoria gambetty

Pro-moviendo y diversificando la cultura.

la Kriticona

PALABRAS, NOVELAS, VIDA

El Presente del Pasado 2.0

Una publicación del Observatorio de Historia | Nueva época

Un Lugar Mágico

Pro-moviendo y diversificando la cultura.